¡Llegaron los 6 meses, es hora de masticar!

Las mamás normalmente se asustan al brindar a sus hijos alimentos con los que puedan atragantarse, por ello, cuando llega la etapa complementaria de alimentación prefieren darles papillas de verduras y frutas, y si incluyen carne, pescado o pollo recurren a la licuadora para “facilitar” la ingesta de los alimentos.

Este proceso no es inadecuado al cumplir los seis meses, el problema es cuando se sigue alimentando así luego de este periodo. Al darles todo de forma líquida, no les ayudas a potenciar el fortalecimiento de los músculos y el desarrollo de las encías.

Aunque los niños aún no tengan dientes, se les puede dar alimentos suaves para que aprendan a masticar, como trozos pequeños de frutas no ácidas, por ejemplo, el banano, fresas, pera, manzana, sopas espesas, entre otros. Esto, les ayudará a desarrollar adecuadamente la dentadura y la musculatura mandibular.

Es recomendable, que incluyas nuevos alimentos en la dieta del bebé cada tres días para que puedas identificar con facilidad aquellos a los que no sea tolerante el niño. En cuanto empieces a incluir alimentos sólidos no es necesario suspender la alimentación con leche materna, estos pueden ser complementados con la lactancia.

Humira 300×250

Evitar que el niño aprenda a masticar desde una edad temprana, tiene consecuencias con el tiempo, ya que la inexperiencia en el manejo de la comida aumenta el riesgo de atragantamiento.

Puedes identificar que el niño está preparado para empezar a consumir alimentos sólidos cuando veas que:

  • Mantiene la cabeza levantada.
  • Lleva la comida a la boca.
  • Permanece sentado sin ayuda.
  • Muestra interés por los alimentos que ve.
  • No saca la comida que tiene en la boca.

Enseñarlos a comer desde una edad temprana de manera balanceada y saludable creará hábitos adecuados de alimentación que perdurarán con el tiempo.

Cargar más artículos relacionados
Cargar más en Bebés
Los comentarios están cerrados.

Lea también

Anima a tu bebé a dar sus primeros pasos

Los primeros pasos del bebé son un momento que ningún padre quiere perderse. Desde que el …