Diástasis abdominal luego del embarazo: ¿qué es?

705
Por: Redacción Pediatría y Familia

Para cada mujer, el embarazo es una experiencia diferente y transformadora en múltiples aspectos -influyendo el físico-. Debido a los variados procesos que el cuerpo de la mujer realiza durante la gestación, luego del parto éste también necesita un tiempo de reposo o sanación, en el que los músculos y órganos se acomoden nuevamente en su lugar original. Un hecho que se complica con cada nuevo embarazo, pues en algunas mujeres ocurre algo conocido como diástasis abdominal.

Antes de hablar de esto, es necesario mencionar que -durante cada gestación- los órganos y músculos que más cambios realizan son: caderas, senos y abdomen. Este último es el que más cambios padece internamente, ya que los músculos de está área del cuerpo deben expandirse para hacerle espacio al bebé en formación. Como consecuencia, luego del parto, es probable que se produzca este problema.

¿Qué es la diástasis abdominal posparto?

En medicina se conoce como diástasis abdominal a la separación o rotura del tejido conectivo entre los músculos del abdomen -más conocidos como la ‘tableta de chocolate’ o ‘sixpack’. Por esa razón, la ‘pancita’ del embarazo no desaparece en las mujeres que lo padecen y se convierte en el motivo de consulta más frecuente al médico tratante o las parteras después de dar a luz.

Pese a que este evento puede sufrirlo todo el mundo, las estadísticas afirman que un 80% de mujeres la padecen como consecuencia del embarazo y el parto.

caption id=”attachment_9770″ align=”aligncenter” width=”850″ Crédito: Somosmamas.ar/caption

¿Qué otros signos pueden indicarme si padezco de diástasis abdominal? 

Este problema puede generar graves consecuencias en la salud de la mujer. Una forma de identificar si tus músculos del abdomen padecen esta lesión es la ‘sensación de que algo se sale’ cuando se intenta hacer un esfuerzo o un abdominal de tronco. En teoría, no está muy lejos de ser falso, pues los músculos no pueden sostener los órganos y estos se salen de la cavidad abdominal.

Otros de los signos son:

– Incontinencia urinaria o prolapso
– Estreñimiento
– Dolor en la zona lumbar
– Dificultad en la digestión, sensación de pesadez

Si crees que puedes estar sufriendo de este padecimiento, evita realizar abdominales o ejercicios físicos ya que pueden empeorar esta lesión. Por lo general, los médicos tratantes son los que diagnostican la condición y los que nos proponen las alternativas para solucionarlas. Como es un tema que requiere de constancia y actividad física, los resultados dependen exclusivamente de ti.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

Diabetes y obesidad en embarazadas duplicarían riesgo de disrafismo espinal en bebés

El disrafismo espinal, más conocido como espina bífida, hace referencia a los defectos del…