Madre escucha el corazón de su hijo fallecido en un niña a la que se lo donó

1,200

“”””L

a donación pediátrica es un tema complicado. La pérdida de un niño o bebé es siempre una tragedia y la posibilidad de donar un órgano, las córneas y los tejidos resulta particularmente difícil para los padres, quienes tienen que tomar la decisión ante tremenda fatalidad.


Esa difícil decisión la tomó  Heather Clark cuando su bebé murió a los siete meses de edad. Cuando él se marchó, esta madre soltera quiso que su hijo siguiera viviendo a través de otras personas mediante la donación de sus órganos.

Su acto solidario permitió que tres personas más continuaran con sus vidas. Una de ellas fue Jordan Drake, una niña de 18 meses que recibió el corazón del pequeño Lukas.
Dos años después, la asociación Donate Life Arizona colaboró para que Heather y Jordan se conocieran. La pequeña, quien hoy vive feliz con su nuevo corazoncito, permitió a Heather escuchar el corazón que hoy le da vida

Como acto de agradecimiento, Jordan también le llevó un oso de peluche con una grabación del sonido de su corazón para que cuando Heather quiera escucharlo, lo haga.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

El consuelo de una niña a su hermano de cuatro años con cáncer

El dolor de toda una familia cuando uno de sus miembros tiene cáncer. …