Patologías cardiovasculares en pacientes pediátricos debido al COVID-19

270
Recientes investigaciones han evidenciado que este virus pandémico podría causar el síndrome de Kawasaki y empeorar patologías cardiovasculares en pacientes pediátricos.

Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública|Pediatría y Familia

Por: César Fuquen Leal

El nuevo coronavirus, COVID-19 desencadena múltiples comorbilidades en la salud del ser humano. Recientes investigaciones han evidenciado que este virus pandémico podría causar el síndrome de Kawasaki y empeorar patologías cardiovasculares en pacientes pediátricos.

La Revista Medicina y Salud Pública (MSP) sostuvo una conversación con la doctora Ana Finch, cardióloga pediátrica del Instituto Cardiovascular del Hospital San Lucas quien aclaró la incidencia del virus causado por el Sars-Cov-2 en la salud cardíaca de los niños. 

En los niños sí se han descrito algunos casos en los que se evidencian síntomas parecidos a un síndrome que se llama el síndrome de Kawasaki. ¿Qué es el síndrome de Kawasaki? es una inflamación especialmente de las arterias pequeñas y causa infección, inflamación y fiebre. El niño se va a presentar muchas veces con fiebre y un rash (erupción); eso puede desencadenar que le dé inflamación del músculo del miocardio. Es importante que si ese niño tiene fiebre, se siente cansado, no siempre va a presentar tos, pero sí puede presentar dificultad respiratoria, que llame a su médico primario y le evalúen”, determinó la cardióloga Finch.

El síndrome de Kawasaki relacionado a COVID-19 se ha reportado con mayor frecuencia en Italia y Francia, países altamente aquejados por el nuevo coronavirus. Según MayoClinic, la enfermedad de Kawasaki es grave, pero la mayoría de los niños pueden recuperarse por completo si son tratados de inmediato.

¿El COVID-19 empeora las condiciones cardiovasculares en los niños?

Una de las principales incógnitas y preocupaciones de la comunidad médica-científica y de los padres de niños con enfermedades del corazón, es saber si el nuevo coronavirus incide negativamente en estas condiciones. La Dra. Finch aclaró esta interrogante:

“Todavía no tenemos la data, pero sí sabemos que los pacientes que tienen condiciones congénitas cardíacas sinusales como tetralogía de Fallot y ventrículo único, ya tienen un sistema respiratorio y cardíaco comprometido y esto afecta porque el virus es sensible al pulmón. -El COVID-19- específicamente afecta mucho el pulmón, consiguiendo que afecte el corazón y los riñones. Un paciente que ya está completamente comprometido, sus manifestaciones son más precarias que en una persona completamente normal”, determinó la galena.

Mayor riesgo de miocarditis

La mayor data de incidencia no solo cardíaca, sino a nivel general del COVID-19 en la salud del ser humano es obtenida de Wuhan, China, ya que allí se reportaron los primeros casos de este virus a nivel mundial. La Dra. Finch explicó algunas de las incidencias cardiovasculares que la literatura médica ha evidenciado. 

“Una de las cosas que se ha descrito especialmente por las personas de origen chino es que el virus puede causar miocarditis, que es inflamación d el músculo cardíaco, no solamente en pacientes con condiciones cardíacas, sino en pacientes normales.

Esta inflamación hace que el músculo se debilite. Por lo tanto, ahí es donde muchas veces la condición se pone precaria causando a veces la muerte y genera condiciones crónicas que muchas veces no sabemos cómo el corazón se va a recuperar”, mencionó la especialista. 

Qué pasa con los niños que ya tienen enfermedad cardíaca

Aunque no hay mucha información estadística de la incidencia del virus en el corazón de los pacientes que ya padecen algún trastorno cardiovascular, la doctora Finch explicó el riesgo que podrían tener los niños con ventrículo único y enfermedad sinusal -graves patologías cardíacas-.

“La data es bien bajita, pero sí se ha encontrado que un niño que tiene problemas cardíacos, especialmente los más comprometidos como los niños que tienen enfermedad sinusal y ventrículo único, ya que su corazón creció de una forma diferente, están más a riesgo  de que -si se contagian de COVID-19-  la condición sea más grave y tengan un desenlace bien difícil como la muerte. Son niños más susceptibles, ya que su sistema cardiovascular y su sistema inmunológico están más comprometidos”, alertó la doctora Finch.

Según la cardióloga, a estos pacientes se les haría más difícil enfrentarse al nuevo coronavirus debido a que es una infecciòn que específicamente no solo se manifiesta por la dificultad respiratoria, sino también ataca el  corazón y el sistema renal. Cuando tenemos ya múltiples órganos muertos, pues la sobrevivencia se hace más complicada y más difícil”.

Exhortación a la prevención y al aislamiento

La cardióloga Finch considera indispensable el aislamiento social y no abandonar los tratamientos para las enfermedades cardíacas. Por esa razón, hizo un llamado a toda la población para controlar esta enfermedad en los niños y la comunidad en general.

“Recuerde que la forma más fácil de poder prevenir es el aislamiento. Si tiene que salir, tome las medidas necesarias. Use una mascarilla para evitar que ese niño sea expuesto a pequeñas gotitas de saliva, lávese siempre bien las manos. Si no se puede lavar las manos, use un desinfectante con alto contenido de alcohol y limpie todas las superficies que su niño va a tocar. (…) Todo niño que presente fiebre, rash o dolor abdominal debe ser evaluado por el médico primario”, concluyó la cardióloga pediátrica Ana Finch en diálogo con MSP.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
  • ¿Cómo prevenir las enfermedades cardíacas en los niños?

    ¿Cómo prevenir las enfermedades cardíacas en los niños?

    En el marco de la Convención Anual de Médicos Pediatras de la Región Oeste en entrevista e…
Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

Salud orienta sobre vacunas requeridas a estudiantes para el nuevo semestre escolar

Departamento de Salud enfatizó en las vacunas que cada estudiante debe tener al día, para …