Cinco tips para prevenir los signos de la enfermedad del automóvil

242

Pediatría y Familia

Al salir a dar un paseo en el coche es común que tus niños empiecen a manifestar malestar y que incluso puedan hacer que el viaje no salga como lo planeabas por situaciones de mareo, llanto o vómito.

Esto se conoce como la “enfermedad del automóvil”, un tipo de mareo ocasionado por el movimiento y suele presentarse porque el cerebro recibe información contradictoria de los oídos internos, los ojos y los nervios de las articulaciones y los músculos.

Se presenta comúnmente porque no hay una relación entre lo que se escucha y se está observando, por ejemplo, muchos niños están jugando, leyendo o viendo aparatos dentro del auto, mientras el oído interno del niño siente el movimiento, los ojos y el cuerpo están en otra acción por lo que no hay conexión.

Signos y síntomas

Algunos pequeños experimentan una sensación de tener demasiada saliva en su boca, además pueden indicar malestar estomacal, sudor frío, fatiga, pérdida del apetito o vómitos.

No está claro, porque afecta más a unos que a otros, pero los niños entre los 2 y los 12 años son particularmente susceptibles.

Estrategias para prevenir los signos y para tener un buen viaje

Para prevenir la enfermedad en los niños, puedes probar estas recomendaciones:

  • Reduce la captación de los estímulos sensoriales. Como lo mencionábamos, la conexión de todos los sentidos hará que el cuerpo maneje un equilibrio, así que si vamos de viaje anímalos a dar una mirada al paisaje y a disfrutarlo en vez de ir utilizando aparatos electrónicos o jugando dentro del vehículo.

Si tu niño aun hace siesta, puedes aprovechar el viaje para que descanse, esta también es una buena opción.

  • Controla las comidas antes del viaje. Intenta no brindarle porciones grandes justo antes de intentar iniciar el viaje, e inclínate por comidas saladas, evita en todo caso fritos, lácteos o productos acompañados por condimentos y salsas que lo puedan predisponer en el trayecto.

Si acostumbra a comer seguido, lleva un pequeño refrigero, puede ser un sándwich sin salsas o unas galletas de soda y una bebida pequeña.

  • Baja un poco las ventanas o pon a funcionar el aire. Mantener el automóvil completamente cerrado puede hacer que los síntomas lleguen más rápido, un cambio en el flujo ayudará a que tu hijo este más tranquilo y a que no se presenten los molestos mareos.

  • Técnica de la distracción. Si ya le ha ocurrido antes, puede que tu pequeño este predispuesto incluso antes e iniciar el viaje, prepara canciones o juegos que puedan realizar cuidadosamente mientras van por carretera, haciendo que su mente no esté pensando solo en los efectos que llegaran mientras el carro se moviliza o mientras llegan a su destino.
  • Medicamentos. Tu pediatra puede sugerir alguna pastilla o jarabe para controlar el malestar, y consulta siempre la dosis y hora de la toma, comúnmente debe ingerirse una hora o treinta minutos antes de subir al auto.

Esperamos que estás recomendaciones les puedan ayudar a tener un viaje más placentero en familia y no olvides recordarles a tus niños que mientras van creciendo estos molestos síntomas pueden desaparecer.

Con información Mayo Clinic

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

¿Qué actividades pueden realizar los niños no vacunados? Consejos de 828 expertos

 El grupo de 828 personas que respondieron incluía a epidemiólogos, que estudian la s…