Hemangiomas infantiles: la verdad sobre los lunares rojos

297

Los lunares rojos, por lo general aparecen en la cara, el cuero cabelludo, el pecho o la espalda en la primera o segunda semana de vida y están compuestos por cúmulos de vasos sanguíneos adicionales en la piel de los bebés.

En algunas ocasiones, los hemangiomas parecen abultados y en otros casos se presentan como si fuesen hematomas profundos, sin embargo, generalmente, la aparición de estas marcas no suponen ninguna afección o comprometen la salud del pequeño.

Tipos de hemangiomas infantiles

  • Superficiales: Son también conocidos como marcas en fresa, ya que la superficie tiene gran similitud con esta fruta. Los hemangiomas inician como pequeñas manchas blancas o rosas que poco a poco se van abultando y agrandando.
  • Profundos: Los hemangiomas se forman debajo de la piel y tienen una tonalidad más azulosa similar a los hematomas.
  • Mixtos: Es la combinación de los hemangiomas superficiales y profundos, provocando que la piel se inflame y aparezcan manchas rojas.

Aún se desconocen las razones de la aparición de los hemangiomas, pues en la mayoría de los casos desaparecen antes de los 5 y los 10 años. Es común que los médicos soliciten chequeos rutinarios para controlar el crecimiento y cualquier anomalía como sangrados u otros síntomas fuera de los comunes.

Expertos aseguran que estar marcas tienen mayor incidencia en las niñas que en los niños, y frecuenta a los bebés prematuros de tez blanca.

Una de las complicaciones que se puede presentar, pero que no son comunes, es el rompimiento del hemangioma, pues si esto llegase a suceder, se formaría una llaga provocando dolor, sangrado, cicatrices e infecciones.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

Señales de afecto que manifiestan los bebés

Estas acciones son instintivas, casi actos reflejos, y expresan las sensaciones y sentimie…