Embarazo empático. ¿Realmente los hombres también sienten el embarazo?

Embarazo empático. ¿Realmente los hombres también sienten el embarazo?

Seguramente has escuchado alguna vez (o has afortunadamente presenciado) sobre los hombres que pueden sentir exactamente los mismos síntomas que sus esposas durante el embarazo de ellas, tanto físicos como cambios emocionales y psicológicos; vamos, que tienen un embarazo empático y que casi hacen parecer al hombre realmente embarazado y, aunque es un sueño que muchas mujeres quisieran cumplir, la verdad de esta peculiaridad es un poco distinta. ¿Realmente los hombres también sienten el embarazo? 

¿Por qué se produce el embarazo empático?

Esta condición se trata del conocido como síndrome de Couvade, que se presenta solamente cuando la pareja del hombre se encuentra en período de gestación y se caracteriza por ser una condición particular, a pesar de que se ha registrado un 40% de hombres que lo padecen. También se ha catalogado como un trastorno psicológico, derivado de una excesiva empatía y por alterar significativamente las hormonas de testosterona.

Hasta la actualidad no existe una causa específica que determine el origen del embarazo empático en los hombres, simplemente parece aparecer durante el primer trimestre de gestación y se mantiene hasta el final o incluso en la etapa de posparto. También hay casos donde el hombre comienza a sentir los ‘malestares del embarazo’ antes de que su pareja descubra que lo está.

Algunos expertos en psicología especulan que el embarazo empático puede desarrollarse precisamente por un exceso de empatía del hombre hacia el estado actual de su pareja y por los niveles orgánicos de cambios hormonales que el hombre posea y que se alteran naturalmente con los sentimientos desencadenados durante esta etapa.

Síndrome de Couvade vs embarazo psicológico

No hay que confundir estos dos casos particulares, a pesar de que ambos compartan ciertas semejanzas. El síndrome de Couvade afecta sola y únicamente a los hombres, especialmente en cambios emocionales y hormonales, haciéndolos más sensibles. Esto se produce debido a que se disminuyen los niveles de testosterona en los hombres y aumenta los niveles de prolactina, las cuales son las hormonas que se desarrollan durante el embarazo.

Mientras que el embarazo psicológico se da como un trastorno psicosomático en las mujeres que tienen problemas de gestación, han sufrido múltiples abortos o son estériles. Cuyo anhelo de ser madre se apodera de toda su estabilidad mental y terminan creyendo firmemente que están embarazada, aunque no lo estén. Esto afecta la sinapsis y las hormonas de prolactina, haciendo creer también a su cuerpo que pasa por la sintomatología común del embarazo, aunque no exista una presencia de feto.

Síntomas comunes del embarazo empático

Pero volviendo al tema que nos ocupa, el embarazo empático que sufren algunos hombres. ¿Cómo se manifiesta esta condición? Qué señales nos pueden alertar? 

Malestares físicos
Los hombres que padecen del síndrome de Couvade pueden experimentar los mismos malestares físicos que las mujeres durante todo el embarazo, incluyendo los mareos, vómitos, repulsión por algunas comidas, antojos, dolores en pies, espalda, cuello, calambres, dolor abdominal e, incluso, aumento de peso.

Desequilibrio emocional y hormonal
Por supuesto también se presentan los cambios comunes emocionales, como irritabilidad, sensibilidad, cambios de humor, tensión, estrés, problemas de sueño, insomnio y un aumento de cariño y sentimientos de delicadeza.

Esto se produce porque existe un cambio hormonal significativo en las hormonas masculinas, como se mencionó antes, la testosterona (hormona masculina natural) mientras que la hormona de prolactina (hormona desarrollada durante el embarazo) aumenta. Por ende, se presentan estos desordenes hormonales comunes en las mujeres.

Ansiedad marcada
Los hombres que presentan el síndrome de Couvade tienden a desarrollar mayores niveles de ansiedad que las mujeres, ya que tienen más preocupaciones por anticipación al futuro, durante el período de gestación y afianzándose al acercarse el momento del parto, provocando estrés e irritabilidad constante en los hombres. Esta ansiedad tiende a disminuir en la etapa del posparto.

Celos
Esto se presenta en una pequeña parte de los hombres que sufren del síndrome de Couvade, pero algunos expertos coinciden en que este precisamente se desarrolla por sentimientos de celos tras no poder experimentar lo mismo que la madre que lleva al hijo en el vientre o por el futuro hijo que puede desplazarlo de la atención de su esposa. ¡Es una manera inconsciente de captar su atención!

El embarazo empático no causa ningún trauma a futuro ni representa ningún tipo de peligro para los hombres que lo padecen, sino todo lo contrario. Este debe verse como una excelente oportunidad de aprendizaje, comprensión y acompañamiento del hombre hacía su pareja durante una etapa tan hermosa y desafiante como lo es el embarazo y la futura paternidad.

Personalmente opino que el embarazo empático es una representación muy poética del fuerte lazo que une a dos personas en una conexión que supera la realidad y la ficción, convirtiéndola en un milagro de amor.

Guía Infantil | Adriana Méndez

Cargar más artículos relacionados
Cargar más en Embarazo
Los comentarios están cerrados.

Lea también

La contaminación del aire «traspasaría la placenta» de mujeres embarazadas

Según estudio reciente, las partículas de carbono que contaminan el aire llegan hasta la z…