Los dolores de cabeza en los niños

206

A diferencia de lo que muchos de nosotros podemos creer, los dolores de cabeza suelen ser una molestia muy común y en la mayoría de los casos inofensiva. Y al igual que nosotros experimentamos dstintos dolores de cabeza, estas diferencias también son perceptibles en los niños, pues pueden presentar migrañas y dolores asociados al estrés y a la tensión.

Para entender por qué sucede, debemos aclarar que el tejido cerebral en sí no duele, sin embargo, está rodeado de meninges (que son las membranas que se encuentran entre el cerebro y los huesos del cráneo), la piel, los músculos y otras estructuras que componen el rostro (ojos, oídos, senos paranasales, etc) que son completamente receptibles al dolor.

De modo que cualquier anomalía, como la dilatación de un vaso sanguíneo, inflamaciones o infecciones pueden desencadenar fuertes cefaleas.

¿Qué les causa los dolores de cabeza?

Son muchos los factores que pueden desencadenar un dolor de cabeza, entre los más comunes encontramos:

  • Enfermedades e infecciones. Especialmente los resfriados, la gripe, infecciones en los oídos y en los senos paranasales.
  • Traumatismo craneal: Los golpes, lesiones, hematomoas y traumatismos menores son causas frecuentes de los dolores de cabeza. No está demás recordar que es importante acudir con el especialista dado el caso de que el menor se haya golpeado fuertemente la cabeza.
  • Predisposición genética
  • Efecto secundario de algunos alimentos y bebidas: Especialmente la cafeína, carnes curadas, tocino, chocolates, bebidas gaseosas, etc.
  • Cefalea tensional: Respuesta cerebral a los episodios de estrés
  • Migraña

¿Cómo tratarlos en casa?

  • Masajes: Consta de diversas técnicas con las que los profesionales pueden manipular los tejidos blandos del cuerpo.
  • Acupuntura: Un profesional inserta agujas delgadas a través de la piel, lo que libera endorfinas y reduce la percepción del dolor. El tratamiento generalmente se realiza una o dos veces por semana durante 4 a 6 semanas.
  • Retroalimentación fisiológica: Mide las funciones corporales para que el niño pueda aprender a controlarlas.
  • Vitamina B12
  • Magnesio
  • Coenzima Q10
  • Petasita

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

Tips para ayudar a mejorar la mala letra de los niños

Algunos niños, sobre sus seis años ya muestran destrezas en su caligrafía, logrando manten…