¿Por qué mi hijo se queja del dolor de huesos?

102

Los dolores osteomusculares son un motivo de consulta pediátrica frecuente. En algunos casos, las molestias pueden estar relacionadas con los dolores de crecimiento que afectan aproximadamente al 10% de la población infantil.

Antes de dar un diagnóstico, debe primero descartarse la asociación a signos inflamatorios, de esta manera poder evaluar posibilidades como la artritis, sin embargo, es importante tener en cuenta factores como el carácter del dolor, síntomas adicionales e identificar en dónde se sitúa el dolor (tendones, músculos, tejidos blandos, etc.)

Causas más frecuentes de los dolores óseos en niños

  • Osteocondrosis: Son enfermedades ortopédicas que se producen en niños entre los 4 y 13 años de edad que crecen con rapidez. Esta anomalía provoca que los extremos de los huesos se alarguen y aumenten considerablemente. Con el paso del tiempo, la osteocondrosis puede ocasionar la deformación del núcleo del hueso.
  • Fibromialgia: Este trastorno se caracteriza por el dolor muculoesqulético generalizado que comúnmente se manifiesta con rigidez física, fatiga, problemas de sueño, problemas de memoria y bajo estado de ánimo, ansiedad y depresión. Se suele presentar en menores entre los 9 y 15 años de edad.
  • Síndrome de Dolor Regional Complejo: Se trata de una condición dolorosa que suele estar acompañada de una sensación de ardor intenso, rigidez e inflamación. Las zonas afectadas son manos, brazos, piernas y pies.

Artritis infecciosa aguda

Es una infección articular que se puede clasificarse como séptica o reactiva:

  • Séptica: Se produce cuando un agente infeccioso viable está o ha estado presente en el espacio sinovial.
  • Reactiva: Es la respuesta a un agente infeccioso que está o ha estado fuera de las articulaciones, usualmente en la vía aérea superior, tracto digestivo o genitourinario.

Normalmente puede desarrollarse en horas o días. Los síntomas incluyen dolor de aparición súbita, derrame, y restricción del rango de movimiento activo y pasivo, por lo general en una sola articulación.

Artritis reumatoide

Es una forma de artritis que se presenta en jóvenes de hasta16 años de edad. Se caracteriza por producir inflamación y rigidez en las articulaciones por un periodo de 6 semanas, o más.

Se clasifica en tres tipos, dependiendo de la cantidad, el tipo de las articulaciones afectadas, síntomas y duración de los mismos:

  • Pauciarticular: Afecta máximo cuatro articulaciones, como rodillas, tobillos o codos.
  • Poliarticular: Afecta a más de cinco articulaciones, más pequeñas, como las de las manos o los pies. Tiende a presentarse más en niñas que en niños.
  • Sistémica: Además de afectar las articulaciones, también puede producir inflamación de los órganos internos como el corazón, hígado, bazo y ganglios linfáticos.

Síndromes asociados al sobreuso

Los problemas de sobreuso articular asociados a las actividades deportivas usualmente se explican por exceso en el ejercicio, insuficiente preparación y entrenamiento, y por el uso de equipo inadecuado. El dolor en extremidades superiores asociado al uso de instrumentos musicales (cello, clarinete y flauta) es muy común cuando la práctica es frecuente y disciplinada. Debido al sobreuso se puede desarrollar dolor crónico que persiste a pesar de que se ha suspendido la práctica que lo induce y que se exacerba cuando se ejecuta la actividad desencadenante.

Fuentes: SciElo, stanfordchildrens.org

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

Hurgarse la nariz: ¿cómo quitarle esta manía a mi hijo?

La rinotilexis, nombre que recibe el acto de hurgar la nariz, es una de las manías más des…