Terrores nocturnos: más allá de las pesadillas

245

Las pesadillas son experiencias mediante las cuales hemos atravesado al menos una vez en la vida, y es común que se presenten ocasionalmente, aún más en niños. Pero a diferencia de las pesadillas, los terrores nocturnos generan un miedo permanente y para ellos suelen ser más dramáticos.

El terror nocturno es muy similar a un mal sueño, por lo que no es un motivo de consulta psicológica, mucho menos señal de algún problema o causa de preocupación. Sin embargo, el ciclo de sueño de los niños se ve afectado teniendo en cuenta que durante la noche se despiertan en varias ocasiones por causa de esto.

Los síntomas comunes son los gritos en medio de la noche, sudoración, respiración agitada, inquietud y ansiedad. Pero a pesar que la sintomatología sea similar a la de las pesadillas, el terror nocturno no genera imágenes mentales para recordar debido a que estaban profundamente dormidos.

¿Qué causa los terrores nocturnos?

El sueño tiene varias fases. Los sueños y las pesadillas ocurren en la fase del movimiento rápido de los ojos, mientras que el terror nocturno ocurre en una fase de sueño más profunda, de manera que podemos deducir que los terrores nocturnos no son sueños, sino más bien, una transición del sueño profundo a la fase del movimiento rápido de los ojos.

Cada noche realizamos esta transición, y por supuesto que no nos genera ninguna complicación. En algunos niños es común que se alarmen y se asusten, y es justamente esta reacción la que conocemos como terror nocturno.

Los terrores nocturnos ocurren con mayor frecuencia en niños excesivamente cansados, o que pasan la noche lejos de su casa. El alto consumo de cafeína también puede ser uno de los causantes, al igual que la falta de sueño.

Reducir los niveles de estrés puede ser una buena manera para poder contrarrestar estos episodios nocturnos; generar una rutina de sueño, asegurarse de que descanse lo suficiente ayudarán a reducirlos tanto como sea posible.

Es importante que desde casa se pueda realizar un seguimiento de esta situación, para que, en caso de que sean muy repetitivos se pueda consultar con un especialista.

Fuente: KidsHealth

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

¿Qué influencia tiene el frío sobre la salud de los niños?

Muchas son los creencias en torno al frío, los virus y los niños que se heredan de generac…