Así puedes revisar la audición de tu pequeño

452

Los bebés son capaces de oír desde el instante en que nacen. De hecho, el aparato auditivo termina de formarse hacia el fin del primer trimestre, por eso puede escuchar algunos sonidos del exterior cuando todavía está en el vientre. De ahí que una de las primeras pruebas que le practican al recién nacido es la de la audición.

Sin embargo, existen casos en los que el bebé nace con un nivel auditivo normal que disminuye con el paso de los meses. Estas anomalías son detectables en el hogar, pues la mayoría de nuestra atención está concentrada en el pequeño y sus avances. A pesar de ello, no todos los padres logran entender el lenguaje corporal del niño para saber si él les oye o no.

Los especialistas afirman que entre más temprano se descubra cualquier síntoma de sordera, el tratamiento temprano evita la progresión de esta patología y una sordera definitiva antes de la adultez. Por lo general, el diagnóstico de sordera infantil o pérdida de audición en el infante se realiza entre los 2 y 3 años de edad.

¿Cómo puedo saber si mi bebé escucha bien?

La observación del bebé es esencial. Los pediatras recomiendan a los padres, repasar e interpretar la burbuja auditiva del niño. Es decir, deben prestar atención al laleo que hacen los recién nacidos y que se convierte más tarde en sus primeros balbuceos y palabras. Este es el síntoma inicial y más evidente de una pérdida de audición moderada o severa a las pocas semanas de vida. Como un pequeño no escucha, no entiende la función que emiten los sonidos en su entorno y tampoco puede saber si lo está haciendo.

Una manera de revisar la audición es la siguiente:

Sentar al pequeño en un ambiente tranquilo, sin estimulación auditiva. Hacerse en la parte de atrás, sin que el niño lo note, y emitir ruidos y sonidos suaves a 1 metro de distancia. El ‘bu’ combinado con el seseo son los más utilizados en este test ya que combinan baja y alta frecuencia.

La idea es identificar en qué momento y ante qué estímulo auditivo responde el bebé. Así que si a 1 metro saben que el bebé escucha, se debe repetir el intento estando más lejos.

Otro indicador -cuando el bebé ya está más grande y en capacidad de adquirir vocabulario- es el habla. Un niño solo aprende a hablar cuando escucha los sonidos de su ambiente, los aprende y los perfecciona. A menudo, los niños de 2 y 3 años que todavía no modulan, padecen de sordera infantil.

Para que el bebé desarrolle su corteza auditiva, lo esencial es comunicarse en todo momento con él. Si en tu vida cotidiana te das cuenta que tu hijo no responde a los sonidos, tus cantos o cuando le hablas, no dudes ni un instante en llevarlo a su médico primario.

Cargue Artículos Más Relacionados
Comentarios cerrados

Mira además

¿Por qué mi bebé hace heces y orina sin color?

En cuanto a las heces y orina sin olor, según el doctor Rubén Santoyo Ayala, médico intern…